Blogs de Antonio Boix

Mis blogs son Altamira (Historia del Arte, Cine, Televisión, Fotografía y Cómic), Heródoto (Ciencias Sociales y Pensamiento) y Mirador (Joan Miró, Arte y Cultura Contemporáneos).

viernes, 8 de abril de 2016

Dosier: La política europea de competencia.

Dosier: La política europea de competencia.




La competencia impulsa constantemente a las empresas a ofrecer un abanico más amplio de productos a los mejores precios posibles porque, si no lo hacen, los consumidores pueden elegir otras alternativas. En un mercado libre, las empresas tienen que competir en beneficio del consumidor.
A veces las empresas tratan de limitar la competencia. Para mantener el buen funcionamiento de los mercados de productos, las autoridades como la Comisión Europea deben impedir o corregir los comportamientos contrarios a la competencia.
La Comisión Europea se ocupa de problemas de competencia en numerosos sectores de la actividad económica, que afectan a muchos productos de consumo frecuente. Aunque a veces los litigios conciernen a productos directamente utilizados por los consumidores, también pueden referirse a productos o materiales situados en estadios anteriores de la cadena de suministro.

La Comisión Europea supervisa:
-Los acuerdos entre las empresas para restringir la competencia, como carteles y otros tipos de pactos en los que las partes establecen normas propias y evitan competir entre sí.
-Los abusos de posición dominante de las empresas más poderosas que tratan de expulsar a sus competidores del mercado.
-Las fusiones y otros acuerdos formales entre empresas que desean asociarse de forma temporal o permanente (aceptables siempre que sirvan para ampliar los mercados en beneficio de los consumidores).
-Los esfuerzos para abrir los mercados a la competencia (liberalización) en sectores como el transporte, la energía, los servicios postales y las telecomunicaciones: como muchos de estos sectores solían estar bajo el control de monopolios estatales, es muy importante garantizar que la liberalización no les dé ventajas injustas.
-Las ayudas estatales a las empresas que conceden los gobiernos de la UE (aceptables siempre que no falseen la competencia justa y efectiva entre las empresas de los países miembros de la Unión, ni afecten negativamente a la economía).

-La cooperación con las autoridades nacionales de competencia de los países miembros (parcialmente corresponsables de garantizar el cumplimiento de la normativa europea) para lograr que el Derecho de competencia se aplique de la misma manera en toda la UE.

Los  objetivos de esta política son garantizar que las empresas compitan entre sí de forma justa, fomentar la actividad empresarial y la eficiencia, dar al consumidor más donde elegir y contribuir a bajar los precios y mejorar la calidad de los productos.
Precios más bajos para todos: La manera más sencilla de hacerse con un mercado es ofrecer mejores precios. En un mercado competitivo, los precios tienden a bajar. Esto no solo es bueno para los consumidores: cuando hay más gente que puede comprar las empresas se animan a aumentar la producción, dándole un impulso a la economía en general.
Mejor calidad: La competencia también anima a las empresas a mejorar la calidad de los productos y servicios que ofrecen, con el fin de atraer a más clientes y mejorar su posición en el mercado. El término "calidad" tiene varios significados: productos que duran más y funcionan mejor; mejores servicios postventa y de asistencia técnica; una atención más agradable y eficaz.
Una oferta más amplia: En un mercado competitivo las empresas tratan de diferenciar sus productos del resto. Con ello se amplía la oferta y los consumidores pueden optar por el producto que les ofrece la mejor relación entre precio y calidad.
Innovación: Para mantener esta oferta variada y mejorar la calidad de sus productos, las empresas tienen que ser innovadoras en sus conceptos, diseños, técnicas de producción o servicios.
Competir mejor en los mercados globales: La competencia dentro de la UE también refuerza la actuación exterior de las empresas europeas y les ayuda a mantener sus posiciones frente a los competidores globales.

Resultado de imagen de blogspot, multa a google

Bruselas impone una multa récord de 2.420 M€ a Google. Euronews. Un minuto.

El editorial Las reglas de la UE [“El País” (28-VI-2017)] defiende la política europea en favor de la competencia que se plasma en la máxima multa a Google:
‹‹La Comisión Europea lleva siete años examinando minuciosamente las prácticas de Google. Y ha llegado a la conclusión de que el servicio de compras comparativas del gigante estadounidense vulnera las reglas de la competencia al colocar su propio sistema (Google Shopping) en un lugar destacado cuando el usuario realiza una búsqueda. Paralelamente, Google utilizaría determinados criterios en sus algoritmos para situar en peor lugar los servicios de compras comparativas rivales, con lo que estaría inhibiendo la competencia basada en los méritos de los mercados y obteniendo una ventaja ilegal.
La multa de 2424 millones de euros que ha recibido Googl Inc. y su sociedad matriz, Alphabet, además de ser la más elevada impuesta por la Comisión Europea, es una sanción ejemplarizante, según ha querido dejar claro la comisaria de Competencia, Margrethe Vestager. Hasta ahora, la mayor multa era de 1.060 millones y recayó en la empresa de microprocesadores Intel. Para determinar la cuantía de la sanción, la UE ha tenido en cuenta la duración y gravedad de la infracción, así como los ingresos de Google derivados de su servicio de compras online en los 13 países afectados. El coloso de Internet defiende que el objetivo de Google Shopping es conectar a los usuarios con los anunciantes de modo que sea útil para ambas partes. Y ha anunciado, como no podía ser de otra manera, que considera apelar la decisión de Competencia.
Nadie duda de que Google, con su potente motor de búsqueda, proporciona productos y servicios que contribuyen notablemente al desarrollo de la sociedad digital. Junto a otras tecnológicas, ha tenido un gran peso en la modernización de las comunicaciones, el impulso del comercio electrónico y la expansión de la educación. Google ha cambiado la vida de millones de personas a mejor. Pero los consumidores son también ciudadanos, y como tales tienen derechos, que deben ser respetados por las empresas y garantizados por las autoridades competentes.
Google y la Comisión cultivan desde hace tiempo una tensa relación que, lejos de amainar, puede verse aún más agudizada. El Ejecutivo comunitario tiene abiertas otras dos investigaciones: una relacionada con los supuestos contratos abusivos de Google en el mercado publicitario y otra sobre la inclusión de Android en móviles y tabletas. Bruselas tiene también a esta y otras compañías tecnológicas en el punto de mira por las prácticas de ingeniería fiscal ideadas para reducir el pago de impuestos.

 La dura reconvención a Google no debe ser interpretada como una manía persecutoria sino como una prueba más del compromiso comunitario en favor de la competencia. La UE ha defendido férreamente estos principios y se ha enfrentado a otras multinacionales como Boeing o Microsoft por abusos de posición de dominio o prácticas contrarias al libre mercado. Sin desdeñar los efectos positivos de la globalización ni defender un proteccionismo desfasado, cualquier empresa que aspire a hacer negocio en la UE, con un mercado de 500 millones de habitantes, tiene que hacerlo con el máximo respeto a las reglas de juego comunitarias.›› 

FUENTES.
Internet.
[http://ec.europa.eu/competition/consumers/institutions_es.html] Las instituciones europeas de competencia y sus atribuciones.

Artículos.
Pérez, C.; Abellán, L. Europa pasa a la ofensiva contra Google. “El País” (15-IV-2015).
Pérez, C. Bruselas desafía a Rusia por Gazprom. “El País” (23-IV-2015) 2-3. La acusa de posición dominante en el mercado europeo.
Pérez, A. El Kremlin reclama solucionar la disputa a través de una negociación. “El País” (23-IV-2015) 2.
Abellán, L. Margrethe Vestager / Comisaria de Competencia. ‘Google favorece sus propios servicios’. “El País” (20-V-2015) 39.
Fernández, María. Europa ya no es de acero. “El País” Negocios 1.581 (21-II-2016) 8. Las empresas alertan del hundimiento de la industria europea del acero, por el descenso del mercado y la competencia desleal del acero chino.
Abellán, Lucía. Bruselas acusa a Google de pagar a fabricantes por instalar su buscador. “El País” (21-IV-2016).
Pérez, C.; Muñoz, R. La Comisión Europea veta la venta de O2, la filial británica de Telefónica. “El País” (12-V-2016).
Pérez, C. Bruselas abre un tercer caso contra Google por la publicidad ‘online’. “El País” (15-VII-2016).
Pérez, C. Bruselas impone una multa récord de casi 3.000 millones a los fabricantes de camiones. “El País” (20-VII-2016). Los grandes del sector, Iveco, DAF, Volvo Renault, Daimler y MAN (a la que se le perdona por revelar los pactos; falta la multa a Scania, también del grupo Volkswagen) pactaron precios durante unos 15 años.
Gutiérrez, Hugo. Los transportistas reclaman miles de millones a la industria del camión. “El País” (4-VI-2017). El cartel de cinco grandes fabricantes europeos de camiones ganó miles de millones al alterar los precios.
Abellán, L. Bruselas multa a Google con 2.424 millones por perjudicar a sus rivales. “El País” (28-VI-2017).
Palazuelos, Félix. Google Shopping, el servicio que ha aplastado a sus competidores. “El País” (28-VI-2017).
Abellán, L. La Comisión acelera las otras pugnas con el gigante de la Red. “El País” (28-VI-2017).
Callol, Pedro. La nueva bestia negra de Competencia. “El País” (28-VI-2017).

Editorial. Las reglas de la UE. “El País” (28-VI-2017). A favor de la competencia.

No hay comentarios: