Blogs de Antonio Boix

Mis blogs son Altamira (Historia del Arte, Cine, Televisión, Fotografía y Cómic), Heródoto (Ciencias Sociales y Pensamiento) y Mirador (Joan Miró, Arte y Cultura Contemporáneos).

viernes, 21 de octubre de 2016

Unión Europea- Dosier: La fiscalidad de las multinacionales y la evasión internacional.

La Unión Europea: la fiscalidad de las multinacionales y la evasión fiscal internacional.

La Comisión Europea en los últimos años ha emprendido una política fiscal más activa para controlar las prácticas financieras de las grandes empresas y otros agentes económicos para reducir el pago de impuestos aprovechándose de la competencia desleal entre países, que bajan hasta mínimos los impuestos, "robando" así ingresos a otros países.

Resultado de imagen de evasion fiscal internacional
[http://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-36472895El escándalo de los Papeles de Panamá ha promovido un debate internacional sobre la evasión en los paraísos fiscales.

La evasión fiscal se camufla a menudo como ingeniería fiscal, bordeando los límites legales para maximizar los beneficios fiscales de las grandes multinacionales, que cuentan con los recursos económicos y las asesorías legales y financieras para mover sus operaciones de unas filiales a otras. También hay numerosos particulares que a través de Sicav, empresas interpuestos, permisos de residencia y otros instrumentos financieros o legales, escapan a las obligaciones impositivas de sus países.  La existencia de paraísos fiscales, generalmente minúsculos países o colonias supervivientes de los grandes países desarrollados es el marco institucional que permite las prácticas financieras,

El periodista económico Xavier Vidal-Folch, en Contra las trampas, por la brava [“El País” (20-X-2016)] [http://economia.elpais.com/economia/2016/10/19] realza la importancia de que la Comisión Europea haya decidido implicarse de manera más eficaz en evitar las prácticas fiscales distorsionadoras de la competencia y elusoras del pago de impuestos:
‹‹Hasta ahora la persecución europea contra las trampas fiscales de las multinacionales (Apple, Google, Starbucks...) se desataba por la puerta de atrás.
Se perseguía una consecuencia de las desviaciones de impuestos: las distorsiones que las empresas tramposas generan en el mercado al perjudicar artificialmente a sus competidoras, por pagar menos que estas en el (clave) impuesto de Sociedades.
La permisividad activa (no solo vista gorda pasiva) de algunos Gobiernos para que las grandes corporaciones eludiesen impuestos se plasmaba en pactos secretos contra natura (tax rulings). Bruselas los califica como ayudas de Estado ilegítimas que atentan contra la competencia. Y los multa a lo grande.
El paso que ahora se emprende (mejor, reemprende) es aún más directo: no reprime ya los meros efectos de los trucos fiscales, sino que perseguirá abiertamente, por la brava, el hecho mismo de la evasión fiscal (en torno a un billón de euros al año en la UE).
Es decir, perseguirá el dinero directamente exportado a los paraísos fiscales (jurisdicciones con tasas cero) para evitar pagar impuestos en casa. Pues pretende justamente que se abonen los impuestos a la Hacienda del país en que se generan realmente los ingresos.
Pero ese no será el principal beneficio inmediato de la nueva norma, porque el reino oscuro de esos paraísos esconde nombres y cuantías. Llegará, pero seguramente más tarde —quizá gracias a nuevos y maravillosos empleados infieles—, contrarrestando los estragos de la City y sus deshonestas sucursales (Jersey, Guernsey, Man...), cuyos manejos, ay, Londres ya no podrá defender.
El mayor efecto benéfico será la imposición de un sangrante cilicio contra los practicantes de la elusión fiscal.
La elusión se diferencia de su hermana mayor, la evasión, porque la perpetran quienes cumplen la norma, pero a base de un fraude de ley: usarla torticeramente para desviar beneficios contables hacia las filiales del mismo grupo que operan en países con impuestos muy bajos (limbos). A base de imputarles ingresos obtenidos por presuntas transferencias tecnológicas a otras firmas del grupo instaladas en lugares con impuestos normales.
Materialmente, elusión y evasión son prácticas gemelas. Formalmente se diferencian por su legalidad: el elusor cumple en apariencia la norma; el evasor delinque.
La clave de bóveda de la futura norma es que impide seleccionar a capricho la jurisdicción donde presentar la liquidación del impuesto de sociedades (“planificación fiscal agresiva”) para beneficiarse de la más laxa. Una compañía con varias residencias sociales en la UE “a efectos fiscales”, “será considerada residente en el Estado miembro donde tenga la sede de su dirección efectiva” (art. 4.2).
Además, se armoniza la base imponible, al reducir algunos de los agujeros tipo queso gruyère del impuesto, unificando los criterios para las deducciones por inversión I+D+I y por gastos financieros.

Cuando se logre todo eso, habrá que abordar la armonización de tipos: por lo menos, establecer un tipo mínimo. Será titánico.››

FUENTES.
Internet.

Artículos.
Doncel, Luis. Sol, playa y muy pocos impuestos. “El País” Negocios 1.437 (19-V-2013) 8-9. El ejemplo de paraíso fiscal de la isla de Jersey, la isla británica de 116 km² y 98.000 habitantes que tiene en 2013 depósitos de hasta 266.000 (otros estiman 140.000) millones de euros gracias al secreto bancario.
Pérez, C. Bruselas obligará a informar desde 2016 de los pactos fiscales de multinacionales. “El País” (18-III-2015) 25.
Sérvulo González, J. El sol se pone en la ‘isla del tesoro’. “El País” Negocios 1.533 (22-III-2015) 6.
Guimón, P. Google pacta pagar 172 millones a Londres por impuestos atrasados. “El País” (24-I-2016) 40.
Sérvulo González, J. La inversión extranjera en España usa Holanda para eludir impuestos. “El País” (25-I-2016) 29. Holanda y Luxemburgo son los eslabones para reducir el pago de impuestos.
Muñoz, Ramón. Las Haciendas y la UE ponen coto a la impunidad fiscal de las tecnológicas. “El País” (31-I-2016) 47.
Muñoz, Ramón. España opta por el consenso antes que por la sanción. “El País” (31-I-2016) 47.
Pérez, C. Bruselas estrecha el cerco fiscal a las multinacionales tras el ‘caso Panamá’. “El País” (10-IV-2016).
González, J. S. El G5 lanza un plan para buscar dueños de firmas ‘offshore’. “El País” (15-IV-2016). España, Francia, Alemania, Italia y Reino Unido compartirán información.
Abellán, Lucía. La UE reprocha a EE UU sus prácticas de opacidad fiscal. “El País” (11-V-2016).
Sánchez, Álvaro. Bruselas obliga a Apple a devolver 13.000 millones por ventajas fiscales. “El País” (31-VIII-2016).
Abellán, Lucía. Bruselas ayudará a cada país a saber cuánto les dejó a pagar Apple. “El País” (1-IX-2016).
Editorial. La UE muerde la manzana. “El País” (2-IX-2016). La multa a Apple reivindica a Bruselas frente al populismo.
Agencia EFE. Austria: Amazon ‘paga menos impuestos que un quiosco de salchichas’. “El País” (4-IX-2016).
Pérez, C. Bruselas eleva la presión sobre las multinacionales tras el ‘caso Apple’. “El País” (11-IX-2016).
Pérez, C. Bruselas investiga a la francesa GDF Suz y niega que discrimine a empresas estadounidenses. “El País” (20-IX-2016).
Pérez, C. La Comisión Europea pone coto a los trucos fiscales de 6.000 multinacionales“El País” (20-X-2016).
Vidal-Folch, X. Contra las trampas, por la brava“El País” (20-X-2016).

No hay comentarios: