Blogs de Antonio Boix

Mis blogs son Altamira (Historia del Arte, Cine, Televisión, Fotografía y Cómic), Heródoto (Ciencias Sociales y Pensamiento) y Mirador (Joan Miró, Arte y Cultura Contemporáneos).

lunes, 2 de enero de 2017

Geografía Regional.

 GEOGRAFÍA REGIONAL.

CAP. I. LOS FACTORES DE ORGANIZACIÓN TERRITORIAL A ESCALA PLANETARIA Y LA DIVISIÓN REGIONAL DEL MUNDO.
I. INTRODUCCIÓN.
II. EVOLUCIÓN DEL CONCEPTO Y LOS ESTUDIOS REGIONALES EN GEOGRAFÍA.
1. LA TRADICIÓN COROGRÁFICA ANTERIOR A NUESTRO SIGLO.
2. LA CRISTALIZACIÓN DE LA GEOGRAFÍA REGIONAL.
3. LA RENOVACIÓN DE LOS ESTUDIOS REGIONALES DESDE MEDIADOS DE SIGLO.
4. GEOGRAFÍA SISTÉMICA Y ANÁLISIS REGIONAL: LA REGIÓN COMO SISTEMA ESPACIAL INTEGRADO.
III. LA DIVISIÓN REGIONAL DEL MUNDO Y LOS CRITERIOS DE DELIMITACIÓN.
1. INCIDENCIA DEL NIVEL DE DESARROLLO.
2. LA DUALIDAD DE SISTEMAS POLÍTICO-ECONÓMICOS.
3. LA HERENCIA HISTÓRICO-CULTURAL.
4. EL DESIGUAL VALOR DE LOS CONDICIONAMIENTOS ECOLÓGICOS.
5. PERSONALIDAD GEOGRÁFICA DE LAS UNIDADES REGIONALES DELIMITADAS.


GEOGRAFÍA REGIONAL DEL MUNDO.
Introducción a la Geografía Regional del Mundo.
Para Richard Harsthorne: «La geografía tiene como finalidad dar una descripción viable, ordenada i racional del carácter variable de la superficie terrestre» (1960). Es una definición utilitaria, que explica la constante atracción de los geógrafos por la descripción corográfica, para los que estudiar la geografía ha de ser un medio adecuado per conocer el mundo actual, no una mera acción placentera.
El concepto de región es una abstracción que ha sufrido por dos dificultades. La primera  que es un concepto complejo y ambiguo, con profundos cambios, con metodologías nuevas, por lo que no hay únicas definición ni metodología. La segunda que ha cambiado históricamente la valoración de la geografía regional, asociada hasta hace poco a la geografía “tradicional” hasta ser consideradas lo mismo. Ha habido épocas en las que ha sido la base de los estudios geográficos (escuela regional francesa). Tras una crisis en los últimos veinte años hoy ha vuelto a ponerse de moda, por la demanda social mayor, ya que las transformaciones de la realidad han modificado la explicación anterior de los hechos geográficos. Dos ejemplos lo explican: los procesos de integración económica de ámbito supraestatal en Europa o América, y la aparición de nuevas realidades como la desintegración de la URSS y Yugoslavia. Pero han sido otras ciencias las que han cubierto mejor esta demanda, como la economía o la sociología.
Harvey (1983) escribe: «es claro que cualquier análisis es estéril a menos que tenga un objetivo. Este puede estar claramente explicitado, estar implícito y hasta estar muy borroso. Pero sin una noción de lo que estudiar, no puede haber geografía ni, por cierto, conocimiento alguno... Por lo tanto, no podemos proceder sin tener un objeto, y definirlo se traduce, aun transitoriamente, en adoptar una posición filosófica específica con respecto a la propia geografía».
II. EVOLUCIÓN DEL CONCEPTO Y LOS ESTUDIOS REGIONALES EN GEOGRAFÍA.
1. LA TRADICIÓN COROGRÁFICA ANTERIOR A NUESTRO SIGLO.
La Geografia Regional es heredera de la geografía descriptiva, en la búsqueda de los elementos comunes que definen el espacio en una región. Desde la Antigüedad, griegos y romanos, musulmanes y cristianos, desarrollaron una geografía de relatos en los que se mezclaban la historia y la geografía. En el Renacimiento los extraordinarios descubrimientos geográficos alumbraron una geografía más científica, pero no fue hasta la segunda mitad del siglo XIX cuando, tras la obra de Humboldt, aparecieron con Ratzel los conceptos de región natural, de determinismo geográfico, los elementos biogeográficos, geológicos y climáticos, etc. Pero era una concepción muy física. Faltaba una geografía regional humana.
2. LA CRISTALIZACIÓN DE LA GEOGRAFÍA REGIONAL.
En los años 1920 del siglo XX aparece la geografía “clásica” o regionalista.
La región geográfica se define como «espacio singular y único en cuanto supone una asociación particular de elementos físicos y humanos, que ha sido modelado históricamente, y cuya plasmación material es un paisaje determinado». Se configura como disciplina de síntesis, que estudia la relación hombre-medio y que recurre a la interdisciplinariedad.
Un esquema muy simple configura las obras publicadas:
1) Medio físico (relieve, clima, vegetación, suelos, hidrografía).
2) Historia, población y poblamiento.
3) Actividades económicas (análisis sectorial).
4) Subdivisiones regionales/comarcales.
Es una «geografía de los profesores», aburrida, ineficaz, memorística y académica, como avisa Lacoste (1977), de la que un ejemplo temprano un siglo antes fue la Geografía Universal de Vidal de la Blache, un verdadero catálogo de países, pero sin criterios generalistas.

3. LA RENOVACIÓN DE LOS ESTUDIOS REGIONALES DESDE MEDIADOS DE SIGLO.
La renovación que vive la Geografía después de 1945 con la aparición de la corriente teorético-cuantitativa lleva a la búsqueda de los principios explicativos generales sobre la organización del espacio. La geografía regional deja de ser un fin en sí misma para ser un complemento de la geografía sistemática o general. Schaefer justifica la Geografía regional sólo como fuente de información y verificación para la geografía teórica. Bunge opina lo mismo: lo primordial es la teoría sobre el espacio que los datos nos pueden permitir elaborar. Y esta teoría usa los conceptos de estructura y procesos: la región es ahora una combinación individualizada de elementos físicos y humanos que se resume en una estructura sometida a procesos comunes.
Se separan dos tipos de regiones:
1) Regiones homogéneas (formales), con espacios continuos, delimitados, con rasgos específicos que las caracterizan.
2) Regiones heterogéneas (funcionales, polarizadas), en las que un centro o “corazón” domina la periferia, dependiente del centro.
Muchas obras publicadas a partir de 1970, como las de Blij, Jackson, Hudman o Ward English, son una verdadera “geografía regional del mundo”, pues identifican conjuntos territoriales de ámbito superior al Estado, justificados por criterios objetivos a partir de modelos geográficos. Pero junto a estas obras novedosas siguen apareciendo obras anticuadas, apenas remozadas en apariencia, que siguen siendo meros catálogos de datos, en plan exhaustivo.

4. GEOGRAFÍA SISTÉMICA Y ANÁLISIS REGIONAL: LA REGIÓN COMO SISTEMA ESPACIAL INTEGRADO.
Hoy hay una prioridad para la búsqueda de principios explicativos generales. Se coincide en que la Geografía regional ha de ser una ciencia de síntesis, no de descripción exhaustiva, inagotable i estéril. La Teoría General de Sistemas ha sido una aportación teórica fundamental, a partir de un artículo de Ackerman (1963), al buscar una lógica general común a todas las ciencias, a partir de una investigación interdisciplinaria. En suma, tres puntos: 1) delimitar, 2) estudiar sus elementos, 3) estudiar sus interrelaciones.
La región es un «sistema espacial integrado, abierto y en equilibrio dinámico», individualizado, una estructura organizada de un sistema, en un conjunto mayor.
Sus características son:
1) La región es un territorio delimitado y continuo, de extensión variable, con una peculiar combinación de elementos físicos y humanos, con una personalidad propia, que también a menudo tiene una comunidad cultural, con un sentimiento colectivo de pertenencia, que vincula a los hombres entre sí y con el territorio que habitan.
2) El espacio regional tiene cohesión, estructura, por las interrelaciones entre los elementos que lo configuran, con especialización funcional y jerarquización.
3) La región es un sistema abierto, con entradas y salidas, que influyen en su estructura interna. Está vinculado a su entorno por múltiples interrelaciones. Un elemento clave de la diferenciación es la división del trabajo, la especialización, con espacios dominantes y dominados en los intercambios.
4) La región no alcanza nunca la estabilidad, está siempre en evolución, por ese carácter abierto que comentábamos.
5) El grado de organización interna varía de unas regiones a otras. Las regiones desarrolladas tienen una alta integración regional, con circulación fluida, intercambios intensos, con espacios muy especializados y jerarquizados. Las regiones subdesarrolladas tienen una escasa integración regional, con un dualismo económico entre una economía agraria de subsistencia y algunas áreas de actividades exportadoras. Esto, junto a la menor capacidad técnico-económica, explica que los factores físicos y étnicos sean todavía criterios de regionalización significativos en estos países.
6) La región es una realidad observable a diferentes escalas, según cuáles sean los fenómenos a observar. Se puede unir o dividir el espacio para estudios muy distintos.
7) Cada región se diferencia de las demás por la existencia de discontinuidades, con zonas de transición, con un espacio central o “corazón”, que domina la periferia.
Hay que ordenar la superficie terrestre en unidades espaciales, en grandes regiones, con características propias porque la división del espacio facilita el análisis del espacio. Se han usado generalmente las fronteras políticas (pese a su artificiosidad), porque sigue siendo cierta la afirmación de Haggett de que el Estado es la más fuerte organización creada por el hombre.
Hay una multiplicidad de hechos, lo que obliga al dinamismo y la interdisciplinaridad del análisis regional. Hemos de recoger, actualizar, analizar, sintetizar información. Hay que sintetizar esta información, con una visión coherente y crítica ante la realidad (es posible tomar partido crítico ante ciertos fenómenos de desigualdad social, contaminación, etc.). Hay que estudiar las estructuras dominantes y no sobre los elementos secundarios, renunciando a las estériles pretensiones de exhaustividad que esconden la insuficiencia teórica.     

III. LA DIVISIÓN REGIONAL DEL MUNDO Y LOS CRITERIOS DE DELIMITACIÓN.
Hay cuatro criterios: la Geografía Económica, la Geografía Política, la Geografía Histórico-cultural y la Geografía Física.
1. INCIDENCIA DEL NIVEL DE DESARROLLO.
La Geografía Económica es uno de los campos temáticos en los que se ha realizado un mayor debate sobre el concepto de región, como lugar de articulación de las relaciones de producción. Hoy es imposible obviar la prioridad de los criterios socioeconómicos (muy difíciles de tratar por su subjetividad) como criterio de distinción entre los conjuntos regionales. El desarrollo o subdesarrollo, la independencia o dependencia del exterior, el porcentaje de las diversas actividades en el PIB y en la mano de obra, el paro, la tecnología, etc., son variables esenciales para comprender la realidad. Se distinguen así las áreas desarrolladas y subdesarrolladas, en lo cuantitativo y cualitativo.
2. LA DUALIDAD DE SISTEMAS POLÍTICO-ECONÓMICOS.
Los dos grandes sistemas político-económicos son el capitalista de economía de mercado y el socialista de planificación centralizada. Hoy este segundo sistema sólo se aplica parcialmente en China, Vietnam y Cuba, pero su impacto ha sido tan grande y reciente que muchos de sus efectos continúan.
En cuanto a la Geografía Política, con sus fronteras políticas, ha sido recuperada por los geógrafos tras decenios de ser considerada una seudodisciplina al servicio de las ideologías expansionistas, como el  nazismo. La perspectiva regional está de moda porque las regiones son el territorio de una interacción social. Es una Geografía del poder, de la distribución espacial del poder, en todos sus tipos (político, económico, ideológico) y también el uso del espacio por el poder, sobre todo desde que el Estado liberal burgués construye en los siglos XVIII y XIX un Estado-mercado.
3. LA HERENCIA HISTÓRICO-CULTURAL.
La Geografía Histórico-Cultural también está de moda, con numerosos estudios sobre el idioma, la religión, las costumbres, hábitos de vida, la vida cotidiana, las ideologías, etc. Son elementos de identificación regional, de una comunidad humana en un espacio, formados a lo largo de la Historia.
Hay en Europa y Asia una auténtica “iconografía regional”, por ser sociedades antiguas, que han podido elaborar un código mental del espacio geográfico. En África tenemos las fronteras tribales que son distintas de las políticas, herencia de la colonización.
4. EL DESIGUAL VALOR DE LOS CONDICIONAMIENTOS ECOLÓGICOS.
La Geografía Física. Las condiciones y los recursos naturales siguen siendo un factor primordial en la diferenciación interna de los espacios regionales, aunque el desarrollo técnico-económico de las sociedades desarrolladas ha menguado su importancia desde la Revolución Industrial. Sigue siendo cierto que el hombre se concentra en los continentes y en las zonas templadas, en el “Ecúmene” o espacio habitado, frente al “Anecúmene”, despoblado. Además las estructuras físicas del territorio (relieve, clima, hidrografía) crean una diferente accesibilidad para el intercambio de productos y el movimiento de personas.
5. PERSONALIDAD GEOGRÁFICA DE LAS UNIDADES REGIONALES DELIMITADAS.
A) EUROPA.
Es una de las regiones más humanizadas del globo, con un poblamiento antiguo y denso que ha sustituido gran parte de los paisajes naturales por otros culturales. Cuna de la Revolución Industrial ocupó en los últimos siglos un lugar preeminente en el concierto internacional, actuando como metrópoli dominante dentro del sistema colonial y foco difusor en lo referente a modelos de organización espacial. En nuestro siglo, a los contrastes generados por el desigual impacto del proceso industrializador entre países centrales y periféricos, se sumó la división en bloques de la II Guerra Mundial y el inicio del proceso de integración supraestatal con la formación de la Comunidad Económica Europea en 1957. La brusca transformación del contexto geopolítico deriva de los acontecimiento desencadenados en los países del Este a partir de 1989, junto al reforzamiento de las tendencias integradoras (ampliación de la CEE, reunificación alemana...), parecen augurar la emergencia de una nueva realidad europea en el umbral del siglo XXI, que puede contribuir a la ruptura del modelo de relaciones internacionales vigent en el último medio siglo.
B) EX UNIÓN SOVIÉTICA (CEI).
Con unos 22 millones de km² de extensión, se caracteriza por las grandes dimensiones, con la distancia limitando los contactos interregionales, en tanto el cinturón montañoso meridional y los hielos árticos han favorecido un cierto aislamiento exterior. El medio físico es muy contrastado y extremado por el frío, la aridez y la continentalidad. La otra gran característica es que fue el primer Estado en instaurar un sistema de economía planificada, con apenas propiedad privada. Los nuevos objetivos se plasmaron en formas espaciales también nuevas, con una rápida industrialización y colonización de Siberia, que se han transformado en menos de medio siglo. La crisis del modelo económico, el hundimiento político de la URSS y su desintegración en los Estados de la Confederación de Estados Independientes (CEI), junto al rebrote nacionalista y religioso en los Estados de la periferia, han provocado un vuelco radical, pero muchos elementos son todavía los mismos de la época comunista.
C) CHINA.
China es un país de milenaria civilización, que fue transformado radicalmente por la revolución de los años 40. El modelo político y económico fue el soviético, pero luego el conflicto con la URSS propició una evolución propia que desde 1979 ha tomado la forma de un original “capitalismo en un país comunista”.
En China hay un fuerte dualismo espacial. Por un lado, las densamente pobladas llanuras aluviales del Este, beneficiadas por una economía pujante, basada en una agricultura intensiva de regadío, la rápida industrialización y el crecimiento de los servicios. Por el otro lado, los extensos desiertos interiores, sobre todo en el desierto del Gobi y el macizo del Tíbet, sólo poblados por nómadas o pequeñas poblaciones.
D) JAPÓN.
Es la región más pequeña de las establecidas, en un archipiélago volcánico de escasos recursos, con una elevada densidad de población (concentrada en el litoral), una fuerte industrialización y terciarización. Su industrialización comenzó muy tarde, con la Revolución Meiji de 1868, con una fuerte concentración empresarial en sus inicios, y una constante dependencia exterior para el abastecimiento de materias primas y energía y para obtener mercados. Hoy es una economía dominante en el Mundo, en la industria, comercio y finanzas.
E) ASIA MERIDIONAL.
Es un conjunto de penínsulas y archipiélagos, delimitado al Norte por el Himalaya y otras cadenas alpinas, con un clima monzónico, fuerte presión demográfica, dualismo heredado de la colonización europea y un subdesarrollo atemperado en los últimos años por la aparición de los “nuevos países industriales” (NPI) y por la “revolución verde” en agricultura.
F) ASIA SUDOCCIDENTAL.
Se extiende por el cinturón árido, desde el desierto del Sahara hasta el desierto del Gobi, desde el Norte de África hasta el centro de Asia, con una homogeneidad fundamental en los modos de vida tradicionales: agricultura sedentaria de oasis, nomadismo pastoril, ciudades comerciales y dominio religioso del Islam. El desarrollo económico provocado por los ingresos del petróleo no ha supuesto un desarrollo social y así perviven las costumbres del pasado en la natalidad, el urbanismo, etc. Israel es una excepción en esta zona.
G) ÁFRICA.
Es un medio dominado por el clima tropical, muy cálido. La colonización en el siglo XIX rompió muchos esquemas tradicionales pero otros han continuado. Hay un dualismo entre las actividades de exportación y la economía de subsistencia, entre las zonas costeras y las del interior. La tasa de natalidad es la más alta del planeta, llenando rápidamente el conjunto socio-espacial más pobre y subdesarrollado del planeta.
H) AMÉRICA DEL NORTE.
Vivió una ocupación sistemática del territorio por una población de origen europeo que aniquiló a la población amerindia. La asimilación de la Revolución Industrial fue favorecida por la abundancia de recursos y mano de obra, hasta convertirse en la zona económica dominante en el siglo XX, con un dominio de la periferia del planeta. Hay una gran concentración demográfica y económica en el Nordeste (Nueva Inglaterra), con una urbanización masiva y extensa.
I) IBEROAMÉRICA.
El modelo colonizador fue distinto: convivencia de dos comunidades, una de amerindios y otra de colonos europeos que dominaban los mejores recursos y los medios de producción, provocando una jerarquización de la pirámide social. No hubo una Revolución Industrial, por la falta de energía y capital. Se ha convertido en una región exportadora de materias primas y energía, e importadora de productos manufacturados. Los rasgos actuales son elevada tasa de urbanización en las capitales, reciente industrialización de algunos países (pero dependiendo del centro capitalista en América del Norte, Europa y Japón), conflicto por la propiedad de la tierra (un dualismo de latifundio-minifundio). Los modelos de desarrollo parecieron fracasar en los años 80, pero hay signos esperanzadores en los 90, con el caso de Chile como paradigma.
J) AUSTRALIA Y NUEVA ZELANDA.
Australasia, dividida en dos países, Australia y Nueva Zelanda, fue un territorio colonial de poblamiento europeo que casi aniquiló a la población nativa. Fueron países abastecedores de materias primas, pero desde 1945 se han convertido en países industrializados, con una ocupación extensiva del territorio, fuerte restricción de la inmigración y una densidad de población muy baja.


No hay comentarios: