Blogs de Antonio Boix

Mis blogs son Altamira (Historia del Arte, Cine, Televisión, Fotografía y Cómic), Heródoto (Ciencias Sociales y Pensamiento) y Mirador (Joan Miró, Arte y Cultura Contemporáneos).

martes, 6 de diciembre de 2016

Gambia: la situación actual.

GAMBIA.

Resultado de imagen de gambia

Resultado de imagen de gambia

Resultado de imagen de gambia
Mapas de Gambia.

Resultado de imagen de gambia paisajes
Banjul.

Capital: Banjul. Superficie: 10.380 km². Población (2015): 1,85 millones. Densidad de población (2015): 178 hab/km². Índice de desarrollo humano (IDH 2011; 0 mínimo, 1 máximo): 0,44. PIB/h (2015): 2.200 dólares.

Economía.

Resultado de imagen de gambia paisajes

El país es el más pequeño del continente africano y vive fundamentalmente del sector primario, con una agricultura asentada en las riberas del río Gambia, con cultivos tropicales como la mandioca y el mijo (los principales alimentos), el cacahuete o el anacardo, y la ganadería bovina. Hay una pesca fluvial y marítima, suficiente para el consumo interno. La industria es mínima, solo para el procesado de los alimentos. El turismo es escaso y ha padecido por los disturbios internos de los últimos años. Es muy importante en términos financieros la ayuda al desarrollo que recibe de los países europeos.

Sociedad.
La población es de raza negra, salvo un 1% de blancos de origen en los antiguos colonizadores europeos o los más recientes profesionales inmigrados en los últimos decenios, como la próspera colonia libanesa.

Resultado de imagen de gambia paisajes

Resultado de imagen de gambia paisajes
La condición de la mujer es muy atrasada, víctima de la explotación masculina y desprotegida por las leyes, aunque hay un activo movimiento feminista.
La desigualdad sociales es un grave problema: la mayoría de la población es rural y muy pobre, mientras que en las ciudades hay una dicotomía entre las clases populares hacinadas en barrios de chabolas y la minoría educada y relativamente próspera que monopoliza los puestos en la administración, la Policía y el Ejército, los servicios de educación y sanidad, así como  los empresarios dedicados al comercio.
La capital es Banjul y la ciudad más populosa es la cercana Serekunda (o Sara Job Kunda).
Se hablan varias lenguas oficiales: inglés (herencia de la colonización británica), árabe (de escaso uso aunque es oficial), francés (por el entorno geográfico), mandinka (el más numeroso), wólof, sarakolé, fulani, jola, serahuli, serer, krio...
La religión predominante es la islámica de rito suní (90%), seguida de la cristiana (9%) de católicos y protestantes, y los cultos animistas (1%), que impregnan a las otras religiones en muchos actos.

Política.
El país es independiente desde 1965 y su primer presidente fue Dawda Jawara, desde 1970 hasta 1994, cuando el militar Yahya Jammeh dio un golpe de Estado y tomó el poder, que ha mantenido durante 22 años, hasta 2016, cuando las presiones de la población, hastiada por su largo mandato, y de la comunidad internacional, forzaron al presidente a convocar unas elecciones que dieron el triunfo al candidato opositor, Adama Barrow.
  
FUENTES.
Internet.

Economía.
Naranjo, José. Un modelo turístico para África. “El País” Negocios 1.566 (8-XI-2015) 24. Una exitosa escuela de hostelería nacida de la cooperación española.

Sociedad.
Naranjo, José. El cóctel de pobreza y represión tras el éxodo. “El País” (12-XI-2015) 5. La presión para emigrar.

Sociedad: Cultura / Viajes.

Política.
Naranjo, José. Adama Barrow / Presidente electo de Gambia.’Nuestro cambio pacífico puede ser un modelo para África y el mundo’. “El País” (5-XII-2016).
Naranjo, J. Gambia libera a presos políticos. “El País” (6-XII-2016).

lunes, 5 de diciembre de 2016

Los Premios Nobel de Economía (2016): Hart y Holmström.

Los Premios Nobel de Economía (2016): Hart y Holmström.

Resultado de imagen de hart y holmstrom

Maqueda, Antonio. Hart y  Holmström, Nobel de Economía por teorizar sobre los contratos. “El País” (11-X-2016). El estadounidense de origen británico Oliver Hart (Londres, 1948) y el finlandés Bengt Holmström (Helsinki, 1949).
‹‹El Banco de Suecia ha concedido el premio Nobel de Economía 2016 a Oliver Hart y Bengt Holmström, por sus aportaciones a la Teoría de los Contratos, que analiza cómo se elabora la contratación y sus diversos efectos, sobre todo en el mundo de la empresa. Por ejemplo, estudia si los profesores o funcionarios de prisiones deben tener retribuciones fijas o variables. O si un hospital debería tener una gestión pública o privada. También desarrolla hipótesis sobre cómo fijar la retribución de los directivos de una empresa, de forma que se beneficie a los accionistas y se consiga un mayor valor a largo plazo.
(…) Los estudios de los dos académicos examinan qué se puede hacer para mejorar la eficiencia de los contratos. “Se trata de pensar en todas las partes involucradas para que un contrato sea una situación en la que ganan todos”, comentó Holström en el transcurso de la teleconferencia. 
En el día a día, la economía funciona gracias a los contratos, como los que se firman para un seguro, un préstamo, o un empleo. Incluso muchas instituciones están basadas en contratos, como los derechos de propiedad, el matrimonio o la constitución de un país. Un contrato establece los riesgos y los incentivos que asumen los firmantes. Los estudios de Holstrom y Hart versan sobre cómo se deben fijar estos equilibrios: “Esta teoría explica por qué las compañías de seguros nunca reintegran todo el valor de la casa quemada o el coche robado, pues en ese caso nunca nos importaría si se quema la casa o nos roban el coche. Hay que tener los incentivos adecuados para fomentar que las partes sean cuidadosas”, ha indicado Per Stromberg, presidente del Comité del Premio Nobel de Economía. En estos conceptos se basan las exigencias de copagos.
Otro ejemplo mencionado por la Academia es cómo se retribuye a los gestores de grandes empresas para que velen por los intereses de los accionistas y no por maximizar sus beneficios personales. Gracias a sus investigaciones, se entiende que un emprendedor debe decidir sobre la empresa cuando las cosas marchan bien, pero que esos derechos deben ir perdiéndose respecto a los inversores cuando el rendimiento de la compañía se deteriore. (…)

Fuentes.
Applebaum, Binyamin. Oliver Hart and Bengt Holmstrom Win Nobel in Economics for Work on Contracts. “The New York Times” (10-X-2016).
Maqueda, Antonio. Hart y  Holmström, Nobel de Economía por teorizar sobre los contratos. “El País” (11-X-2016).

Redacción. Oliver Hart y Bengt Holmström, Premio Nobel de Economía 2016. “La Vanguardia” (11-X-2016).

El economista e historiador británico Nicholas Crafts (1949).

El economista e historiador británico Nicholas Crafts (1949).
Nicholas Crafts (Nottingham, 1949) es profesor de Historia Económica de la Universidad de Warwick. Destacado especialista en la historia de la Revolución Industrial y de la economía británica.

Crafts y la relación entre Reino Unido y la Unión Europea (2016). Vídeo 4 minutos. [https://www.youtube.com]

Es partidario de la integración británica en Europa y vaticina graves costos económicos por el Brexit, sobre todo en la globalización comercial y en el sector financiero (en especial la City de Londres), que constituye el 10% del PIB del Reino Unido.

Fuentes.
Internet.

Libros.
Crafts, N. British Economic Growth during the Industrial Revolution. Clarendon Press. Osford. 1985. 192 pp.

Entrevistas.

Fariza, Ignacio. Nicholas Crafts. ‘Londres será un centro financiero más pequeño’. “El País” Negocios 1.619 (4-XII-2016).

El economista español Santiago Carbó (1966).



El economista español Santiago Carbó (1966).

Fuente: Antena3.com

Santiago Carbó Valverde (Gandía, Valencia, 1966), es un destacado economista, de ideas moderadamente neokeynesianas y partidario de emprender profundas reformas estructurales en la economía española, combinando rigor en las cuentas públicas, liberalización en todos los sectores, especialmente el bancario para reactivar el crédito a las empresas, y medidas moderadas de fomento de la demanda pública para compensar el descenso actual de la demanda privada.
Carbó propone para España una política de reformas estructurales, con una reducción (desapalancamiento) de la deuda pública y privada, y menor déficit público y a la vez menor presión fiscal, lo que implica necesariamente reducir el gasto público. Defiende el SMI porque “Establecer un salario mínimo ha sido un logro social al que es difícil renunciar”, incluso para países como España donde faltarían incentivos más eficaces en el mercado laboral y mayor flexibilidad en las instituciones laborales. No obstante, defiende “un SMI más reducido para determinados tipos de trabajo al inicio de la vida laboral puede favorecer la inserción de los jóvenes” y que los criterios técnicos que deben llevar a fijar el nivel del salario mínimo “tienen que ser necesariamente diferentes entre países, porque ni las condiciones de partida ni la estructura del mercado laboral son las mismas”. [González, Alicia. ¿Salario mínimo de entrada? “El País” Negocios 1.463 (17-XI-2013) 25.]

Fuentes.
Internet.
[http://elpais.com/autor/santiago_carbo/a/] Enlace a sus artículos en "El País".

Artículos.
Carbó, S. Unión bancaria embrionaria. “El País” (7-VI-2012).
Carbó, S. Refundar la banca española. “El País” (15-VII-2012).
Carbó, S. Recalculando la ruta. “El País” Negocios 1.407 (21-X-2012) 23.
Carbó, S. Crisis y conciencia social. “El País” Negocios 1.412 (25-XI-2012) 19.
Carbó, S. Gestionar un ‘credit crunch’. “El País” Negocios 1.416 (23-XII-2012) 21. La recapitalización del sector bancario español progresa.
Carbó, S. El valor de un órdago. “El País” Negocios 1.420 (27-I-2013) 17. La situación actual de las finanzas europeas.
Carbó Valverde, Santiago. Ejes para un programa de crédito. “El País” Negocios 1.436 (12-IV-2013) 27. Propuestas para un plan de financiación a las empresas a cargo del BCE. Está relacionado con dos artículos coetáneos: Amor, José Manuel; Ibáñez, Óscar. Soluciones para el ‘canal pymes’. “El País” (12-IV-2013) 29. González, Alicia. Pymes, emergencia nacional. “El País” Negocios 1.436 (12-IV-2013) 32.
Carbó, S. Unión bancaria ¿frágil o sólida? “El País” Negocios 1.441 (16-VI-2013) 31.
Carbó, S. Las uvas y el vino bancarias. “El País” Negocios 1.446 (21-VII-2013) 15.
Carbó, S. Otoño de posibilidades. “El País” Negocios 1.451 (25-VIII-2013) 15. Solicita un urgente apoyo crediticio de ámbito europeo para incentivar la economía europea y española.
Carbó, S. La deuda que nos queda. “El País” Negocios 1.457 (6-X-2013) 23. Considera que urge reducir la deuda privada y el desempleo. La deuda privada ha bajado entre 2009 y 2012 en 90.000 millones de euros, pero sigue siendo muy alta, porque entre 2005 y 2008 aumentó en 260.000 millones.
Carbó, S. Un año para ponerse guapos. “El País” Negocios 1.461 (3-XI-2013) 20. La evalución por el BCE de los bancos de la UE será un punto de inflexión.
Carbó, S. Por una unión bancaria europea. “El País” Negocios 1.383 (6-V-2012) 17.
Carbó, S. Estrategias económicas para el otoño. “El País” Negocios 1.399 (26-VIII-2012) 13. Propone medidas urgentes para salir de la crisis.
Carbó, S. ‘Momentum’ España. “El País” Negocios 1.469 (29-XII-2013) 5. Una previsión optimista del futuro económico, pero que requiere más reformas y el mantenimiento del Estado de bienestar.
Carbó, S. Titulización sin estigma. “El País” Negocios 1.475 (9-II-2014) 19. Sobre la futura recuperación del crédito bancario en España.
Carbó, S. Vivienda: dos mercados y una recuperación. “El País” Negocios 1.480 (16-III-2014) 19.
Carbó, S. Pruebas bancarias para la economía. “El País” Negocios 1.487 (4-V-2014) 19.
Carbó, S. Riesgo de fatiga. “El País” (20-V-2014) 28. La recuperación mundial se  reduce.
Carbó, S. Redefiniendo la prima de riesgo. “El País” (17-VI-2014) 23.
Carbó, S. Proteger al MAB. “El País” (8-VII-2014) 22.
Carbó, S. Recuperación y sostenibilidad. “El País” (15-VII-2014) 26. Sobre las expectativas de la economía española.
Carbó, S. El rompecabezas del BCE. “El País” Negocios 1.497 (13-VII-2014) 17.
Carbó, S. Por un cambio de modelo productivo. “El País” (18-VIII-2014) 23. Pide apoyo a los necesitados junto a trabas a la especulación desmedida.
Carbó, S. El optimismo y Cataluña. “El País” (30-IX-2014) 26. El proceso soberanista catalán afecta a la confianza exterior en España.
Carbó, S. Balance de eficiencia y equidad. “El País” (30-XII-2014) 21. Balance económico de 2014, que apunta a que hay que mejorar la equidad.
Carbó, S. Balance de eficiencia y equidad. “El País” (30-XII-2014) 21. Balance económico de 2014, que apunta a que hay que mejorar la equidad.
Carbó, S. Economía de la interpretación. “El País” (24-III-2015) 22. Alaba la revisión de sus ideas por Reinhart, Rogoff y Piketty.
Carbó, S. A vueltas con los activos fiscales diferidos. “El País” (14-IV-2015) 24.
Carbó, S. No disparen al economista. “El País” (16-IV-2015) 29. Los economistas no pueden prever el futuro.
Carbó, S. Ocho años después. “El País” (17-VIII-2015) 11. Análisis de la crisis desde 2007.
Carbó, S. Engranaje financiero. “El País” (26-I-2016) 37. Hay que reactivar el crédito bancario a las empresas.
Carbó, S. Algo más que achinados. “El País” (4-II-2016) 11. Las razones del parón de la economía mundial: la crisis china, la desconexión entre recuperación económica y recuperación moral, las contradicciones de la cuarta revolución industrial, la desconfianza hacia las instituciones.
Carbó, S. Pesadillas en la banca europea. “El País” (16-II-2016) 40.
Carbó, S. El coste de la incertidumbre política. “El País” (22-III-2016). Urge un nuevo sistema de financiación autonómica.
Carbó, S. G20 y el individualismo económico. “El País” (26-VII-2016). Una visión pesimista de la economía global, que sufre peligros inmediatos como el Brexit o el estancamiento chino.
Carbó, S. Créditos y coste de oportunidad. “El País” (20-IX-2016). Sobre el descenso de la morosidad en la banca española.
Carbó, S. Ciberseguridad para la nueva economía. “El País” (25-X-2016).
Carbó, S. Onda expansiva monetaria. “El País” (15-XI-2016).
Carbó, S. Soplar y sorber. “El País” (22-XI-2016). Sostiene, como el Nobel de Economia Daniel Kahneman que el entorno económico es demasiado complejo para comprenderlo, y critica el simplismo de muchas propuestas económicas que ofrecen soluciones inmediatas y poco costosas, milagrosas.


El economista español Ramon Xifré.

El economista español Ramon Xifré.
Ramon Xifré Oliva, profesor de Economía del ESCI de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona.
De ideas keynesianas, es un reformista moderado, que plantea medidas progresistas para mantener el Estado del bienestar y la solidaridad entre las comunidades autónomas, y mejoras en la competitividad de las empresas, sobre todo liberalizando los mercados, invirtiendo en la formación profesional... Aconseja fomentar las exportaciones para no fiar el crecimiento a la demanda interior, que históricamente ha descompensado la economía española.

Una hoja de ruta para las reformas del nuevo gobierno (2016). Funcas. Vídeo de Xifré de cinco minutos. [https://www.youtube.com/watch?v=66imE3r48Kw]

En Reformismo mágico [“El País” (22-XI-2015)] puntualiza que no hay que caer en un excesivo optimismo ante la marcha actual de la economía española, lastrada por problemas estructurales muy hondos:
‹‹(…) qué tipo de crecimiento puede generar la economía española. En otras palabras ¿salimos reforzados del túnel que ha supuesto la crisis?, ¿se han sentado las bases para no repetir los errores del pasado?
(…) Para empezar, se ha avanzado en dos ámbitos clave. En primer lugar, se ha despejado el panorama en el sector financiero y, aunque no está todo hecho, los balances de las entidades que han sobrevivido son más realistas que los que había hace cuatro años. En segundo lugar, nuestra relación y la de Bruselas con el déficit público se ha normalizado. Esto es curioso porque, a pesar de que los déficits se han reducido, la deuda sigue creciendo. La explicación seguramente tiene que ver con el efecto combinado de una serie de medidas interrelacionadas, que su justifican entre sí: los dos últimos gobiernos de España han practicado importantes recortes de gasto público, el BCE viró de rumbo en 2012 y la Comisión Europea también ha empezado a ser más sutil en su gestión del binomio consolidación fiscal y crecimiento.
Pero en el otro lado de la balanza hay una serie datos inquietantes que sugieren que no hemos aprovechado la crisis para cambiar a fondo. España se recupera pero lo hace con un modelo de crecimiento basado en la demanda nacional, como ocurría antes de la crisis. Según el INE desde principios de 2014 la demanda nacional contribuye positivamente al crecimiento del PIB mientras que demanda exterior lo hace negativamente. Eso supone clausurar la fase 2009–2013 durante la cual el sector exterior contribuía positivamente y volver al régimen pre-crisis. No se puede sostener, por tanto, que la crisis haya modernizado la economía española y que las empresas que han sobrevivido hayan aumentado, de forma estructural, su orientación hacia el exterior. Los datos sugieren lo contrario: el cambió es más bien cíclico y, con todas las excepciones pertinentes, en la medida en que la demanda interna repunta volvemos al pasado.
Tampoco hay razones para el optimismo en el mercado laboral si uno va más allá de las cifras agregadas: la tasa de paro se viene reduciendo desde el primer trimestre de 2013, cuando alcanzó su máximo en el 27% hasta llegar, según la última EPA, al 21%. Ahora bien, el paro en 2015 no es como en 2008: antes de la crisis los parados de larga duración, aquellos que llevan más de dos años en búsqueda de empleo —y cuyo regreso al mercado es más difícil— eran un 11% del total de parados pero hoy son el 44%. Por otro lado, para aquellos que abandonan el desempleo y encuentran trabajo lo más probable es que, a pesar de la reforma laboral, les espere un contrato temporal.
En resumen, quedan muchas reformas pendientes para reparar la economía española. Por ello ya han empezado, y se intensificarán, la subastas y contraofertas de propuestas, lo cual podría degenerar en una especie de reformismo mágico, en la creencia de que hay ideas geniales que pueden mejorar la vida de todos. Sin duda, alguna habrá. Pero, por norma general, los cambios auténticos y de calado generan ganadores (en general, difusos) y perdedores (en general, concentrados y bien organizados). Por esa razón, reformar es tan difícil. Pero, por eso mismo, si uno quiere reformar conviene que desconfíe del reformismo mágico y se dedique en cambio a desarrollar la capacidad de escuchar, negociar y, a fin de cuentas, intentar convencer.››

Fuentes.
Una hoja de ruta para las reformas del nuevo gobierno (2016). Funcas. Vídeo de Xifré de cinco minutos. [https://www.youtube.com/watch?v=66imE3r48Kw]
[http://elpais.com/autor/ramon_xifre_oliva/a] Sus artículos en “El País”.
Xifré, R. La amenaza de la recuperación. “El País” (17-III-2014).

Xifré, R. Reformismo mágico. “El País” (22-XI-2015).

jueves, 1 de diciembre de 2016

Fidel Castro (1926-2016).

Cuba. Biografías: Fidel Castro (1926-2016).

Resultado de imagen de blogspot, fidel castro

Resultado de imagen de blogspot, fidel castro

Resultado de imagen de blogspot, fidel castro

Fidel Alejandro Castro Ruz (13-VIII-1926 a 25-XI-2016), político cubano.
Hijo de un terrateniente de origen español con grandes propiedades en Santiago de Cuba, se formó en Derecho en la Universidad de La Habana y pronto se convirtió en un líder revolucionario, de fama mundial hasta sus últimos días, como proclamado adalid de causas progresistas y nacionalistas, aunque sus acciones tuvieran a menudo una naturaleza y unos resultados contrarios a sus ideales.
 Consiguió el poder tras una guerra civil en 1959 contra el dictador Batista. Fue primer ministro desde 1959, secretario general del partido comunista, jefe supremo de las Fuerzas Armadas y más tarde presidente, hasta su retiro en 2006 por problemas de salud, dejando el poder a su hermano Raúl. Sobrevivió a 14 presidentes norteamericanos y dominó con un poder absoluto durante 47 años, siendo el dictador más duradero y longevo de la historia de América Latina.
Impuso una dictadura implacable, que restringió las libertades políticas (jamás hubo elecciones libres) y culturales, a la vez que abismó al país en la pobreza material, aunque logró dar a la población un alto nivel de educación y sanidad. Colectivizó las propiedades y empresas, se enemistó con EE UU y se alió con el bloque soviético. Fomentó los movimientos revolucionarios en América Latina y África, llegando incluso a aportar guerrilleros y tropas de su país.
La caída de la URSS en 1989 cerró su principal fuente de financiación y puso de manifiesto la inoperancia del régimen comunista para mantener un nivel de vida digno al pueblo, hasta que más tarde el apoyo de China y Venezuela, así como el inicio de unas moderadas reformas capitalistas redujeron la crisis, aunque nunca el Partido Comunista y las Fuerzas Armadas perdieron el control de la sociedad.

El editorial Un futuro para Cuba [“El País” (27-XI-2016)] opina sobre los retos de Cuba tras la muerte de Fidel Castro:
‹‹Conocida la muerte de Fidel Castro, y dadas la relevancia del personaje y la enorme huella que ha dejado, es inevitable abrir una conversación sobre el valor y significado de su figura. Nadie puede entender el siglo XX de forma adecuada sin hacer referencia a Sierra Maestra, la crisis de los misiles cubanos y la resistencia numantina ofrecida por la Cuba de Fidel Castro ante las presiones de EE UU.
Pero cuando el tiempo de la reflexión deje paso al de la acción, solo quedará una pregunta relevante en el aire: ¿Qué va a ser de Cuba? Desde 1959, Cuba ha representado una anomalía en la geografía política del continente americano. Mientras los vecinos latinoamericanos transitaban de forma turbulenta y zigzagueante entre la democracia liberal, el autoritarismo conservador, el populismo de izquierdas y de vuelta a la democracia, Cuba consolidó un modelo de partido único, economía colectivizada y alianzas internacionales tan inédito como irrepetible.
Desde entonces, los entusiastas del castrismo y la revolución cubana se han servido de esa anomalía para denunciar la falsedad de las promesas del orden liberal-democrático. Para los críticos, sin embargo, Cuba ha epitomizado todos los errores de los que ha sido capaz una ideología, el comunismo, que allá donde se ha impuesto ha convertido la utopía marxista de una sociedad igualitaria en una inmensa prisión a cielo abierto caracterizada por la represión de las libertades y una inmensa escasez material.
Pero más allá del juicio histórico y moral, que inevitablemente dibujará sus matices de acuerdo con la perspectiva y marco de referencia que se adopte, lo importante ahora es poner fin a una segunda anomalía, si cabe aún más excepcional: la que ha supuesto la prolongación del castrismo, un régimen establecido en el cruce entre la Guerra Fría y los movimientos de descolonización de la segunda mitad del siglo pasado, hasta bien entrado el siglo XXI. Porque la mayor crítica que se puede elevar al régimen castrista es la de haber hecho tanto por fosilizarse y tan poco por adelantarse a un futuro que, claramente, se sabía inevitable.
Como muestran los casos de China o Vietnam, una vez terminada la Guerra Fría, los regímenes comunistas han demostrado poder generar líderes capaces de leer las demandas de cambio provenientes de sus sociedades y combinarlas con las oportunidades ofrecidas por un entorno internacional cambiante. Cuba, sin embargo, ha decidido, también en este tema, constituirse en excepción, anteponiendo el régimen castrista sus prejuicios ideológicos a las necesidades de su población y mostrando, además del continuado rechazo a abrir espacios para el pluralismo político, una completa incapacidad de proveer siquiera unos mínimos de bienestar material.
Fidel Castro supo exprimir al máximo el conflicto con EE UU para garantizarse el apoyo diplomático y económico de los enemigos de Washington, pasando, sucesivamente, de los brazos de la URSS a los de China y, por último, a los de la Venezuela de Chávez. Pero en ese camino de dependencia, Cuba ha construido una economía inviable y un régimen tan galvanizado por el conflicto y cerrado al cambio que son dos obstáculos formidables para un cambio pacífico. Por eso, el juicio más severo que hay que hacer sobre Fidel Castro y su figura no debería centrarse tanto en su pasado como en su incapacidad de anticipar el futuro. Castro deja una sombra tan alargada que se teme que se pueda proyectar sobre el horizonte, bloqueando o trastocando las demandas de la población de un cambio pacífico y democrático.
La sociedad cubana anhela hoy un cambio, pero los mimbres con los que convertir esos anhelos en realidad son muy rudimentarios. Es cierto que desde que en 2006 Fidel Castro se apartara del poder y lo dejara en manos de su hermano Raúl, se han producido algunos avances importantes. Pero han sido y son muy lentos e insuficientes. La normalización de las relaciones con EE UU y el cambio en la política económica y migratoria son sin duda un buen punto de partida, que esperemos que Trump sepa respetar. Como lo es la decisión de la Unión Europea de poner fin a la política de sanciones y promover un acercamiento crítico sobre la base de un nuevo acuerdo de cooperación económica y comercial.

La muerte de Fidel Castro debería ofrecer una oportunidad para un nuevo comienzo en Cuba, la posibilidad de poner el reloj en hora con el siglo XXI y permitir que los cubanos puedan transitar de forma rápida y pacífica hacia una democracia representativa y una economía abierta. Y España, que por el empecinamiento del Gobierno de José María Aznar en congraciarse con EE UU a costa de una política de innecesaria dureza con Cuba, ha quedado descolocada y sin capacidad de influencia, siendo adelantado por otros socios europeos, tiene ahora una oportunidad de acompañar y apoyar un proceso de apertura que, además de inevitable, debe ser pactado e incluyente.››

FUENTES.
Internet.

Documentales.
Fidel Castro. Las grabaciones perdidas. National Geographic.43 minutos.

Artículos.
De Llano, Pablo. Muere Fidel Castro, símbolo del sueño revolucionario. Cuba entierra el siglo XX. “El País” (27-XI-2016).
Ayuso, Silvia. Júbilo en la Pequeña Habana. “El País” (27-XI-2016).
Mars, Amanda. Trump fulmina la política de deshielo con Cuba impulsada por Obama. “El País” (27-XI-2016).
Vicent, Mauricio. El último revolucionario. “El País” (27-XI-2016). Resumen biográfico.
Edwards, Jorge. Dejar de ser leyenda y dejar de ser. “El País” (27-XI-2016).
Cruz, Juan; Martínez Ahrens. Jan. Vargas Llosa: ‘A Fidel Castro no lo absolverá la historia’. “El País” (27-XI-2016). Comentarios de destacados intelectuales latinoamericanos.
Vicent, Mauricio. Los militares marcan el paso de una sucesión sin heredero claro. “El País” (27-XI-2016).
Schams, Héctor E. La muerte del narrador. “El País” (27-XI-2016).
Rico, Maite. Carmelo Mesa-Lago / Economista. ‘Fidel es responsable del desastre económico’. “El País” (27-XI-2016).
Scharffenberg, E.; Lafuente, V. El eje ideológico y petrolero con Venezuela camina a la deriva. “El País” (27-XI-2016).
Malamud, Carlos. El impacto en el imaginario latinoamericano. “El País” (27-XI-2016).
Lafuente, J. El apoyo del castrismo, clave para firmar la paz colombiana. “El País” (27-XI-2016).
Abellán, Lucía. La UE rompe el veto político hacia el régimen de La Habana. “El País” (27-XI-2016).
González, Miguel. España-Cuba, disputas de familia. “El País” (27-XI-2016).
Vizoso, Sonia. ‘Algún día tenía que ocurrir’. “El País” (27-XI-2016). Su prima española Manuela Argiz lamenta la muerte de Fidel.
Aznárez, Juan Jesús. Un cambio de rumbo inconcluso. “El País” (27-XI-2016).
Bassets, Marc. Estados Unidos pierde al eterno enemigo. “El País” (27-XI-2016).
Botín, Vicente. El fantasma de Hamlet. “El País” (27-XI-2016).
Rojas, Rafael. El Fidel que muere. “El País” (27-XI-2016).
De la Núez, Iván. La imagen lo absolverá. “El País” (27-XI-2016).
Editorial. Un futuro para Cuba. “El País” (27-XI-2016).
Sánchez, Yoani. Cuba sobrevivirá a Fidel Castro. “El País” (27-XI-2016).
Elorza, Antonio. Yo soy la Revolución. “El País” (27-XI-2016). Fidel fue un típico caudillo latinoamericano y su régimen resultó un desastre.
De Llano, Pablo. Después de Fidel, silencio. “El País” (28-XI-2016).
Vicent, Mauricio. Las dos Cubas que deja el comandante. “El País” (28-XI-2016).
Amón, Rubén. Goodbye, Lenin! “El País” (28-XI-2016).
Ayuso, Silvia. La Castro que no asistirá al funeral de Fidel. “El País” (28-XI-2016).
Ayuso, S. La relación de EE UU y Cuba se perfila más tibia, pero sin regresar a la Guerra Fría. “El País” (28-XI-2016).
Parellada, Gemma. De Angola al ébola, la impronta cubana en África. “El País” (28-XI-2016).
Carlin, John. El dictador y los pigmeos. “El País” (28-XI-2016).
De Llano, Pablo. Los cubanos inician su larga despedida de Fidel Castro. “El País” (29-XI-2016).
Ayuso, S. Trump amaga con ‘liquidar el acuerdo’ con Cuba. “El País” (29-XI-2016).
Ayuso, S. Miami y La Habana estrenan vuelo directo. “El País” (29-XI-2016).
Villalobos, Joaquín. Una nueva revolución para Cuba. “El País” (29-XI-2016).

domingo, 27 de noviembre de 2016

Dosier: El cerebro.

Dosier: El cerebro.

El cerebro es el órgano y proceso de cefalización del cuerpo animal para su centralización de la información y la decisión. Su estructura es extraordinariamente compleja, dividida en lóbulos con funciones y competencias especializadas, aunque en algunos casos son compartidas. En los últimos años se ha descubierto que es plástico, en el sentido de que puede modificarse como respuesta compensatoria a daños en accidentes o enfermedades, así como al comportamiento humano. Por ejemplo, el estudio regular y el cultivo de la música o el arte, como de todos los conocimientos o habilidades, desarrolla las conexiones neuronales: practicar la inteligencia crea más inteligencia.

Resultado de imagen de blogspot, el cerebro

Resultado de imagen de blogspot, el cerebro

Resultado de imagen de blogspot, el cerebro

Resultado de imagen de blogspot, el cerebro

FUENTES.
Internet.
[https://es.wikipedia.org/wiki/Cerebro]

Documentales.


El cerebro. Documental. 90 minutos.

Libros.
Casafont, Rosa. Viaje a tu cerebro. Ediciones B. Barcelona. 2012. 496 pp. Una neurobióloga explica la capacidad plástica cerebral: la toma de decisiones moldea el cerebro.
Doidge, Norman. El cerebro se cambia a sí mismo. Aguilar. Madrid. 2008. Testimonios reales sobre cómo se reorganiza el cerebro tras ser dañado por una enfermedad o accidente.
Gazzaniga, Michael S. El cerebro ético. Paidós. Barcelona. 2015. 192 pp. Los límites entre ciencia y ética.
Güell, Isabel. El cerebro al descubierto. Kairos. Barcelona. 2006. 200 pp. La historia de la neurobiología desde Aristóteles.
Marina, José Antonio. El cerebro infantil: la gran oportunidad. Ariel. Barcelona. 2011. 191 pp.
Ramachandran, Vilanayur S. Lo que el cerebro nos dice. Paidós. Barcelona. 2012. Neurólogo y director del Centro para el Cerebro y la Cognición de la Universidad de California, explica e funcionamiento del cerebro.
Rose, Steven. Tu cerebro mañana. Paidós. Barcelona. 2008. 432 pp. El director del Centro e Investigación del Cerebro y el Comportamiento de la Universidad Abierta del Reino Unido revisa las recientes afirmaciones sobre la plasticidad del cerebro.
Shulgin, Alexander; Shulgin, Anna. Pihkal y Tihkal. Trad. de Juan Carlos Ruiz. Manuscritos. Madrid. 2016. 2 vs. 978 y 804 pp. Reseña de Palacios, Jesús. “El Cultural” (4-III-2016) 21. Alexander Shulgin (California, 1925-2014) y su esposa escriben sobre las fenitelaminas y las triptaminas, en su relación con el cerebro.
Swaab, Dick. Somos nuestro cerebro: cómo pensamos, sufrimos y amamos. Plataforma Editorial. 2014. 512 pp. Exdirector del Instituto Holandés de Investigaciones Cerebrales explica la evolución del cerebro desde el nacimiento hasta su muerte.

Artículos.
Hervás, María. Henry Marsh. El explorador de cerebros. “El País” Semanal 2.054 (7-I-2016) 50-57. El más prestigioso neurocirujano británico.
De Jorge, Judith. Facundo Manes. ‘Podemos tener un cerebro joven hasta los 90 años o más’. “ABC” (29-I-2016). Manes, prestigioso neurocientifico argentino, es autor de Usar el cerebro (Paidós. Barcelona. 2016).
De Jorge, Judith. David Bueno / Biólogo genetista. ‘El estrés es el peor enemigo del cerebro’. “ABC” (15-III-2016). David Bueno y Torrens, es autor de Cerebroflexia (Plataforma Actual).
Ansede, Manuel. Los recuerdos borrador por el alzhéimer pueden recuperarse. “El País” (17-III-2016). Un experimento con ratones rescata su memoria.
Ansede, Manuel. El tetrapléjico que ha vuelto a tocar la guitarra. “El País” (14-IV-2016).
Criado, M. Á. El cerebro tiene un atlas para las palabras. “El País” (28-IV-2016).
Mediavilla, Daniel. Mariano Sigman / Neurocientífico. ‘Debemos actuar como existiese el libre albedrío’. “El País” Ideas (1-V-2016). Mariano Sigman (Buenos Aires, 1972) es autor de La vida secreta de la mente. Debate. Barcelona. 2016.
Elola, Joseba. Karl Deisseroth. ‘No hay una barrera para el control de la mente humana’. “El País” Semanal 2.073 (19-VI-2016). El investigador en neurociencias estadounidense ha desarrollado la optogenética, que permite controla la mente de un ratón con destellos de luz.
Mediavilla, D. Da gracias a tus michelines por tu cerebro. “El País” (4-V-2016). La acumulación de grasa en los humanos les permite mantener su cerebro activo y explica en parte su evolución.
López Rejas, Javier. Edward Boyden. ‘Nuestra identidad depende de las funciones cerebrales’. “El Cultural” (17-VI-2016). Edward Boyden (Texas 1979), el impulsor de la optogenética, una rama de la biomedicina, que usa la luz para estudiar el cerebro, en concreto sobre los impulsos eléctricos con los que las neuronas procesan la información.
Sampedro, J. El mundo de la mente tiene 180 países. “El País” (21-VII-2016). El mapa más avanzado del córtex descubre 97 nuevos módulos cerebrales.
Salas, Javier. Miles de estudios del cerebro, en entredicho. “El País” (29-VII-2016). Una revisión pone en duda numerosas investigaciones de los últimos 15 años, debido a un fallo informático en el método de la resonancia magnética funcional (MRI) y a malas prácticas generalizadas de los científicos.
Domínguez, N. Colesterol, el arma secreta del cerebro para proteger la memoria. “El País” (16-IX-2016).
Criado, M. Á. Un chip en el cerebro devuelve el tacto a un tetrapléjico. “El País” (14-X-2016).
Sampedro, Javier. Un estudio muestra que el cerebro es un mosaico de mutaciones. “El País” (4-XI-2016).