Blogs de Antonio Boix

Mis blogs son Altamira (Historia del Arte, Cine, Televisión, Fotografía y Cómic), Heródoto (Ciencias Sociales y Pensamiento) y Mirador (Joan Miró, Arte y Cultura Contemporáneos).

martes, 31 de diciembre de 2013

Libia: la situación actual.

La situación actual de Libia.


Capital: Trípoli. Superficie: 1.759.540 km². Población (2011): 6,1 millones. Densidad de población (2011): 3,1 hab/km². Índice de desarrollo humano (IDH 2011; 0 mínimo, 1 máximo): 0,76. PIB/h (2011): 13.900 dólares.
Economía.


Desierto y oasis líbico.

El sector primario es insuficiente para alimentar a la creciente po­bla­ción, y aunque la agricultura de cereales y frutales ha progresado, gra­cias a los regadíos, hay una grave amenaza de deser­ti­za­ción.


El sector secundario es el más importante, gracias a la riqueza en petró­leo y gas natu­ral, contando con una poderosa industria pe­troquímica. Libia cuenta con unas reservas petrolíferas de 44.300 millones de barriles, siendo históricamente uno de los grandes productores y exportadores de petróleo y gas natural. La producción alcanzó máximos hacia 2010, antes de la guerra civil, que la hundió brevemente. Se recuperó hasta 1,6 millones de barriles/día en 2012, cerca del máximo histórico, pero la crisis política actual en 2013 ha hundido gravemente la producción, hasta el nivel de unos 700.000 barriles/día, y muchas empresas extranjeras se están retirando  debido a la imposibilidad de operar con tranquilidad en el país, azotado por la anarquía y la violencia sectarias.
El sector terciario es pequeño. El turismo es hoy inexis­ten­te por la situa­ción política del país, muy aislado interna­cio­nal­mente.
El déficit comercial es pequeño pero constante, y ha crecido desde que la violencia ha cerrado numerosas empresas libias productivas. Pese a los altos ingresos del petróleo ha habido históricamente una elevada deu­da exterior debido a los costosos proyectos de obras estatales y la alta dependencia de las impor­ta­cio­nes.

Sociedad.
Aunque todavía es un país poco poblado, con cerca de 6 millones de habitantes, y es el que más cre­ce porcentualmente en el norte de África, debido a la histórica política na­talista del Estado y las costumbres tribales que exigen tener un alto número de hijos. De resultas, un 47,4% de la población cuenta con menos de 25 años. Los musulmanes suníes son el 96% y los cristianos el 1,5%.
Fue hasta la reciente guerra civil el país más desarrollado de la región, con una elevada renta per cápita, aunque históricamente ha sufrido un alto índice de desempleo, superior al 30%, especialmente alto el juvenil, de modo que el 33% de la población está bajo el umbral de pobreza. Más de la mitad de la población con nacionalidad libia trabaja en la administración (casi el 50% de empleo público, incluyendo policía y fuerzas armadas) y en los negocios (el comercio o viven las rentas de alquileres), y una minoría en la agricultura y los servicios profesionales, mientras que una amplia e incontable (se calcula más de un millón) masa de inmigrantes realiza la mayor parte de los trabajos productivos, destacando los egipcios en agricultura y pesca, los marroquíes y tunecinos en hostelería y servicios, y los subsaharianos y bengladesíes en construcción. Los europeos han retornado casi todos a sus países, debido a la violencia  actual.  La integración de los inmigrantes es un problema irresuelto desde hace decenios, porque no se les da la nacionalidad, por temor a que sean más que los nacionales libios.
Libia ha sido el país estadísticamente con mayor nivel de educación y sanidad del norte de África, pero desde la guerra civil estos han caído dramáticamente, y se ha revelado asimismo las deficiencias de calidad en la enseñanza, Por ejemplo, con Gadafi estaba prohibida la enseñanza del inglés y otros idiomas extranjeros para la mayoría de la población, por temor a que recibieran propaganda contra el régimen.

Política.
El dictador libio Muammar Gadafi, anciano pero decidido a que el país entero le acompañase en su caída, peleó contra los vientos de la revolución hasta perecer. El 15 de febrero de 2011 estalló la revuelta en Bengasi y pronto se extendió por la Cirenaica y pequeñas zonas de la Tripolitania. Gadafi ordenó una brutal represión, incluyendo bombardeos de la población civil. A mediados de febrero parecía que el dictador recuperaba la iniciativa, estabilizando el frente bélico y que pronto iba a aplastar a los rebeldes, gracias a que sus tropas teníán mejor armamento y organización, pero la crueldad de la represión a la postre provocó desde el 19 de marzo la intervención, aprobada por la ONU, de aviones de Francia y Reino Unido, con apoyo de EE UU  y España entre otros países. Tras unos vaivenes en el frente, finalmente el régimen sucumbió en agosto, siendo asesinado Gadafi el 20 de octubre en los últimos combates.


Gadaffi, poco antes de su ejecución. [http://www.cubadebate.cu/opinion]

El escritor y arabista Juan Goytisolo, en De la primavera al otoño árabe, “El País” Semanal (22-I-2012) escribe:
‹‹En el caso de las revueltas de Yemen (país que recorrí en 1993) y de Libia (cuyo régimen, como el de Sadam Husein en Irak, me disuadieron de poner los pies en ellos) nos hallamos ante una serie de elementos comunes: carencia de una Constitución vertebradora de la sociedad, predominio exclusivo de los valores tribales, clánicos, étnicos y confesionales. La descolonización de Libia en 1951, después de la Segunda Guerra Mundial, se llevó a cabo de forma pacífica, pero la monarquía fue depuesta en 1969 por el golpe militar del coronel Gadafi, cuyos siniestros 42 años de reinado (¡él mismo se proclamó Rey de Reyes!) eliminaron toda huella de Estado regido por la ley, con partidos políticos, prensa independiente y dotado de estructuras ajenas a su persona. Como proclamó en la plaza Verde al comienzo de la sublevación popular en Bengasi, la Yamahiriya o Estado de las masas era él y, en cuanto tal, encarnaba la totalidad de los poderes. Patrón absoluto de un Estado policiaco que asesinaba impunemente a los opositores —la matanza de 1.400 presos en la cárcel de Abú Salim es el ejemplo más brutal de ello—, perseguía y asesinaba asimismo a los disidentes refugiados en el extranjero. Ello no obstó para que desde su colaboración con la CIA a partir de 2003 y la exculpación del atentado de Lockerbie fuera recibido con honores en Roma, París, Londres y Madrid con un ceremonial que producía sonrojo en cabeza ajena. Su final desastroso, linchado por los mismos que él llamaba “ratas”, ha dejado a Libia ante un futuro incierto, con poder fragmentado entre facciones rivales (las de Misrata, Zentán, Bengasi y de las tribus dueñas del maná petrolero) y sujeta a la presión de los Estados de la Coalición que apoyaron militarmente al Consejo Nacional de Transición con miras al futuro reparto de los dividendos del oro negro. ¡Defender a la vez la democracia y los intereses económicos es el sueño de todos los Gobiernos de Occidente, sean del color que sean!››

La situación en 2013-2015.
Desde 2012 la situación libia se ha agravado, debido a la falta de un control gubernamental sobre todo el territorio, dividido en tres grandes regiones con aspiraciones separatistas, Tripolitania en el oeste, Cirenaica en el este (con la mayor parte de la producción energética) y el inmenso y despoblado Fezzán en el sur; con facciones armadas de las distintas tribus en lucha intermitente; y la tensión entre las ideologías enfrentadas, sobre todo los laicos más favorables a Occidente y los islamistas radicales más cercanos a Al Qaeda.
La extendida violencia y la falta de una política económica viable provoca que la producción petrolífera haya bajado desde los 1,6 millones de barriles/día de mediados de 2012 a apenas 700.000 barriles/día en el verano de 2013 y con altibajos se ha mantenido en ese nivel en 2014-2015, lo que empeora la crisis porque los hidrocarburos eran el 90% del PIB y el 100% de las exportaciones y su desplome significa que no hay divisas para pagar las importaciones, que superan el 80% de los alimentos y el 60% de la gasolina.
El primer ministro Ali Zidán fue destituido por el Parlamento el 11 de marzo de 2014 y huyó a Europa, mientras las bandas armadas controlan vastas zonas del país, la producción de petróleo se hunde todavía más a cada enfrentamiento, los yihadistas se consolidan en varios lugares y el país se ha convertido en un trampolín para emigrar ilegalmente a Europa. En octubre de 2015 la ONU ha propuesto un acuerdo entre las distintas facciones, pero hay escasas expectativas de paz.

Fuentes.
Internet.
[http://es.wikipedia.org/wiki/Libia]
[http://www.exteriores.gob.es/Documents/FichasPais/Libia_FICHA%20PAIS.pdf]
Artículos.
Rizzi, Andrea. Cien años sin Estado. “El País” (5-III-2011) 6. Historia de Libia.

Economía.
Gualdoni, Fernando. La OPEP debate compensar la falta de petróleo de Libia. “El País” (24-II-2011) 8.
Gualdoni, Fernando. La producción de petróleo de Libia cae en picado. “El País” (25-II-2011) 7.

Sociedad.
Varo, Laura J. Varados frente al sueño europeo. “El País” (10-I-2014) 6. Unas 1.500 personas entran en Libia cada día para emigrar a Italia.
Carretero, Nacho. Mercado de esclavos a las puertas de Europa. “El País” (2-VII-2017). Los migrantes son capturados y vendidos como esclavos a los libios.

Sociedad: Cultura / Viajes.
[http://elviajero.elpais.com/tag/libia/a/]

Política: Terrorismo.
Casqueiro, Javier. El yihadismo se asienta en Libia y ataca las embajadas de Egipto y Emiratos. “El País” (14-XI-2014) 11.
González, R. La rama libia del califato afirma que ha decapitado a 21 coptos. “El País” (16-II-2015) 7. Eran cristianos egipcios que trabajaban en Sirte.
González, R. Egipto lanza una ofensiva contra el Estado Islámico en Libia. “El País” (17-II-2015) 2-3.
Agencia Reuters. Medio centenar de muertos en un ataque a un centro policial libio. “El País” (8-I-2016) 4.

Política.
Cembrero, Ignacio. La protesta estalla en Libia. “El País” (17-II-2011) 2-3.
Redacción. El dictador más antiguo de África sueña con una dinastía. “El País” (17-II-2011) 2-3. Gaddafi y Libia.
Cembrero, Ignacio. El ejército intenta aplastar a sangre y fuego la mayor revuelta contra Gadafi. “El País” (19-II-2011) 5.
Cembrero, Ignacio. La represión de la protesta en Libia se cobra cerca de 200 muertos. “El País” (21-II-2011) 3.
Caño, Antonio. EE UU se prepara para responder a un baño de sangre. “El País” (22-II-2011) 10. Libia.
Cembrero, Ignacio. Gadafi lanza al Ejército contra el pueblo. “El País” (22-II-2011) 2-3.
González, Enric. Gadafi, el tirano más cínico. “El País” (22-II-2011) 4.
Vaquer, Jordi. Sin respuesta ante la masacre. “El País” (22-II-2011) 10. Libia.
Cembrero, Ignacio. Gadafi promete morir matando. “El País” (23-II-2011) 2-3.
De Cózar, Álvaro; Tesón, Nuria. Miles de refugiados huyen hacia Túnez y Egipto. “El País” (23-II-2011) 4-5.
Muñoz, Juan Miguel / Agencias. El ejército de la represión. “El País” (23-II-2011) 3. Libia
Martínez de Rituerto, Ricardo. La UE suspende la negociación bilateral con Libia. “El País” (23-II-2011) 8. Resume las relaciones UE-Libia durante el último decenio.
Redacción. “Disparan de forma indiscriminada contra la gente”. “El País” (23-II-2011) 4-5.
Caño, Antonio. Libia no es un asunto de EE UU. “El País” (24-II-2011) 6.
De Cózar, Álvaro. La revuelta se contagia al oeste de Libia. “El País” (24-II-2011) 2-3.
Martínez de Rituerto, Ricardo. La UE se muestra incapaz de acordar sanciones contra Gadafi. “El País” (24-II-2011) 4-5.
Navarro, Fernando. De fiel escudero a desertor. “El País” (24-II-2011) 2-3. El general Abdulá Yunis, en Libia. Después fue asesinado por una facción.
Rizzi, Andrea. La principal tribu apoya la lucha contra el dictador libio. “El País” (24-II-2011) 2-3.
Tesón, Nuria. Tobruk, ciudad libre. “El País” (24-II-2011) 3. Libia.
De Cózar, Álvaro. Los rebeldes avanzan hacia Trípoli. “El País” (25-II-2011) 2-3.
De Cózar, Álvaro. ‘Libia es el país de los muertos’. “El País” (25-II-2011) 5.
Tesón, Nuria. Mercenarios de 15 años. “El País” (25-II-2011) 3.
De Cózar, Álvaro. La rebelión estalla en Trípoli. “El País” (26-II-2011) 3.
Naïr, Sami. La agonía de una tiranía. “El País” (26-II-2011) 8. Libia.
Reinares, Fernando. ¿Libia, pasto del yihadismo? “El País” (26-II-2011) 6.
Solomon, Andrew. Los errores de Gadafi. “El País” (26-II-2011) 29.
Tesón, Nuria. Rebeldes y ciudadanos organizan la vida cotidiana en las zonas liberadas. “El País” (26-II-2011) 4.
Cembrero, Ignacio. Aznar, ese buen amigo. “El País” Domingo (27-II-2011) 6. Su relación con Gadafi.
De Cózar, Álvaro. Gadafi arma a los civiles en Trípoli. “El País” (27-II-2011) 1-2.
De Cózar, Álvaro. ‘Ese loco ha incendiado la capital’. “El País” (27-II-2011) 4.
Mora, Miguel. Miles de extranjeros se desesperan por salir del país. “El País” (27-II-2011) 5.
Mora, Miguel. El tirano que compró a Occidente. “El País” Domingo (27-II-2011) 2-5.
Peregil, Francisco. Derroche, lujuria y, sobre todo, incompetencia. “El País” Domingo (27-II-2011) 5. Los parientes de Gadafi, y Libia.
Valenzuela, Javier. No era Saladino, era Nerón. “El País” Domingo (27-II-2011) 7. Gadafi y Libia.
Caño, Antonio. EE UU ofrece ‘todo tipo de ayuda’ a los rebeldes libios. El Consejo de Seguridad de la ONU impone duras sanciones al régimen. “El País” (28-II-2011) 4.
De Cózar, Álvaro. Los rebeldes llegan a las puertas de Trípoli. “El País” (28-II-2011) 2-3.
Muñoz, Juan Miguel. La oposición civil forja una coalición revolucionaria para la transición. “El País” (28-II-2011) 3. Libia.
Oppenheimer, Walter. La monarquía expulsada por Gadafi se prepara para reclamar el trono. “El País” (28-II-2011) 4.
De Cózar, Álvaro. 20.000 refugiados se hacinan en la frontera de Túnez. “El País” (I-III-2011) 4-5.
Muñoz, Juan Miguel. Los rebeldes consolidan su avance. “El País” (1-III-2011) 2-3. Libia.
Muñoz, Juan Miguel. Bengasi, república de voluntarios. “El País” (1-III-2011) 3.
Bassets, Lluís. El espejo libio. “El País” (3-III-2011) 8.
Muñoz, Juan Miguel. Gadafi intenta reconquistar el este. “El País” (3-III-2011) 2.
Muñoz, Juan Miguel. El exministro de Justicia dirige el Gobierno rebelde. “El País” (3-III-2011) 3.
Ashour, Omar. El señor de las moscas de Libia. “El País” (4-III-2011) 27. Una semblanza crítica de Gadafi.
Caño, Antonio; Muñoz, Juan Miguel. Obama: ‘Gadafi tiene que dejar el poder’. “El País” (4-III-2011) 2.
De Cózar, Álvaro. Fracasa el contraataque de Gadafi. “El País” (4-III-2011) 2-3.
Torreblanca, José Ignacio. Intervenir en Libia. “El País” (4-III-2011) 6.
De Cózar, Álvaro. Las fuerzas de Gadafi pasan a la ofensiva. “El País” (5-III-2011) 3.
Matar, Hisham. Hasta que el dolor se desvanezca. “El País” (5-III-2011) 31. Un escritor libio cuenta su devenir personal.
Muñoz, Juan Miguel. Una legión de desheredados. “El País” (5-III-2011) 4. Libia.
Garton Ash, Timothy. Libia y el intervencionismo liberal. “El País” (6-III-2011) 31.
Colombani, Jean-Marie. ¿Cómo echar a Gadafi? “El País” (7-III-2011) 4.
Muñoz, Juan Miguel. Gadafi socava la unidad de los rebeldes. “El País” (9-III-2011) 2.
Muñoz, Juan Miguel. Los rebeldes imploran ayuda exterior. “El País” (10-III-2011) 2-3.
Barca, A. J.; Martínez de Rituerto, Ricardo. Sarkozy reconoce al Gobierno rebelde. “El País” (11-III-2011) 2-3.
Cembrero, Ignacio. Ocho claves para entender la crisis libia. “El País” (13-III-2011) 14.
Muñoz, Juan Miguel. Las fuerzas de Gadafi aceleran para asediar Bengasi. “El País” (13-III-2011) 15.
Muñoz, Juan Miguel. Gadafi acorrala a los rebeldes, que temen un baño de sangre en Bengasi. “El País” (17-III-2011) 17.
Caño, Antonio. La ONU da luz verde a atacar Libia. “El País” (18-III-2011) 14.
Oppenheimer, Walter; Monge, Y. El alto el fuego libio no frena a los aliados. “El País” (19-III-2011) 3, más otras noticias sobre Libia en 4-10.
Caño, Antonio; Jiménez Barca, A. Los aliados bombardean Libia. “El País” (20-III-2011) 1 y 3. Redacción en 4-12.
Muñoz, J. M. Los aliados dominan el cielo libio. “El País” (21-III-2011) 1-2. Redacción en 3-12.
Rizzi, Andrea. Sombras de un sueño democratizador. “El País” (21-II-2011) 6.
Rizzi, Andrea. La Cirenaica lidera la sublevación. “El País” (22-II-2011) 2-3.
Rizzi, Andrea. El fantasma de un emirato mediterráneo. “El País” (24-II-2011) 6.
Muñoz, J. M. Las fuerzas de Gadafi huyen en desbandada. “El País” (28-III-2011) 1-2.
Oppenheimer, W.; Cembrero, I. El régimen de Gadafi se resquebraja. “El País” (1-IV-2011) 3.
Tesón, Nuria (texto); Sánchez, Miguel Ángel (fotos). Los que desafiaron a Gadafi. “El País” Semanal 1809 (17-IV-2011) 38-50. Reportaje fotográfico.
Muñoz, Juan Miguel. Cuando Libia se despertó. “El País” Domingo (28-VIII-2011) 6. El fin de Gadafi.
Goytisolo, Juan (texto); Cáliz, Alfredo (fotos); Fibla, Carla (comentarios de fotos). De la primavera al otoño árabe. “El País” Semanal 1.843 (22-I-2012) 26-45. Argelia (28), Yemen (28-30), Siria (31-33), Túnez (33 y 38), Egipto (38-39 y 44) y Marruecos (45).
Bausells, Marta. Les protestes fan dimitir al vicepresidente de Líbia. “Ara” (23-I-2012) 15.
Agencias (EFE). Libia anuncia el arresto en Europa del portavoz de Gadafi. “Diario de Mallorca” (25-I-2012) 33.
Espinosa, Ángeles. La ‘primavera árabe se estanca’. “El País” (26-I-2012) 2.
Paone, M.; Martínez de Rituerto, R. El desgobierno y la anarquía de las milicias hunde a Libia en el caos. “El País” (27-I-2012) 3.
Agencias.  ¿Quién controla Bani Walid? “El País” (27-I-2012) 3.
Stack, Liam. Alarma ante los indicios de tortura en la nueva Libia. “El País / The New York Times” (9-II-2012) 2.
Rico, Maite. Temor a acciones gadafistas en el aniversario de la revolución libia. “El País” (13-II-2012) 3.
Shadid, Anthony. El nou govern no pot controlar les milícies. “Ara” (13-II-2012) 6.
Rico, Maite. La frustración gana terreno en Libia. “El País” (17-II-2012) 5.
Redacción (editorial). Libia, un año después. “El País” (19-II-2012) 32. Todavía no funcionan las instituciones de un Estado normal.
Rico, Maite. Limpieza étnica en la nueva Libia. “El País” (20-II-2012) 5. Los milicianos de Misrata han expulsado a sus vecinos negros de Tauerga.
Rico, Maite. El este petrolero se divorcia de Trípoli. “El País” (7-III-2012) 4. Cirenaica proclama su autonomía y quiere controlar su petróleo (el 70% de la producción), aunque sostiene que respeta al Consejo Nacional de Transición (CNT).
Rico, Maite. Las milicias se adueñan de Libia. “El País” (7-III-2012) 5.
Muñoz, J. M. La democracia libia choca con las armas. “El País” (7-VI-2012) 4-5.
Muñoz, J. M.; Rico, M. La nueva Libia estrena las urnas. “El País” (7-VII-2012) 6.
Agencias; Muños, J. M. El prooccidental Yibril se perfila como nítido vencedor en las elecciones libias. “El País” (10-VII-2012) 5.
Editorial. Esperanza en Libia. “El País” (13-VII-2012) 27.
Garrigues, Juan. La esquiva realidad libia. “El País” (7-VIII-2012) 24-25. Un análisis optimista de la compleja situación libia.
Caño, Antonio. EE UU se enfrenta a un incendio islamista. “El País” (13-IX-2012) 2-3. Una película blasfema contra Mahoma provoca un ataque integrista al consulado estadounidense en Bengasi, y mueren el embajador y otros tres diplomáticos.
Cembrero, Ignacio. Una burda sátira de Mahoma desata la protesta del mundo musulmán. “El País” (13-IX-2012) 3.
Agencia Reuters. Las autoridades libias ordenan la disolución de milicias ilegales. “El País” (24-IX-2012) 6.
González, Ricard. Mahmud Yibril / Exprimer ministro de Libia. ‘Libia debe dar una salida a las milicias para integrarlas’. “El País” (26-IX-2012) 4.
Kirkpatrick, D.; Agencias. Secuestrado durante ocho horas el primer ministro de Libia. “El País” (11-X-2013) 9. Una facción favorable a Al Qaeda secuestró a Ali Zidán en protesta por el secuestro estadounidense de un terrorista en Trípoli.
Rico, Maite. El país de las mil milicias. “El País” Domingo (13-X-2013) 1-4. Amplio reportaje sobre la crítica situación de Libia, en cuatro ciudades: Trípoli, Gadamés, Bengasi y Misrata.
Agencias. Las milicias libias matan a decenas de manifestantes a tiros. “El País” (17-XI-2013) 11. Matanza en Trípoli.
Varo, Laura J. Libia sucumbe al caos de las milicias. “El País” (30-XII-2013) 6. El Ejército solo controla la capital mientras el caos se extiende por el resto del país. Un grupo islamista radical impera en Bengasi.
Casqueiro, Javier. Libia es un pozo sobre un polvorín. “El País” (13-III-2014) 6. Zidán es derribado por una moción de censura.
Casqueiro, J. El Gobierno libio cede y desbloquea puertos petrolíferos rebeldes. “El País” (8-IV-2014) 7.
Casqueiro, J. Un general rebelde lleva a  Libia al caos. “El País” (20-V-2014) 4. El general Hifter ataca Trípoli, tras alzarse en Bengasi hace meses.
Casqueiro, J. Libia busca que las elecciones pongan fin a meses de caos e inseguridad. “El País” (25-VI-2014) 6.
Casqueiro, J. El pétroleo vuelve a fluir en Libia. “El País” (4-VII-2014) 5. Acuerdo para reabrir dos puertos en Cirenaica.
Casqueiro, J. La guerra entre milicias provoca 60 muertos en Libia. “El País” (28-VII-2014) 6.
Casqueiro, J. El Parlamento libio se reúne lejos de la capital por el estallido de violencia. “El País” (5-VIII-2014) 6.
Garrigues, Juan. Precaución con Libia. “El País” (9-VIII-2014) 25.
Bassets, Marc. La intervención de países árabes en Libia alerta a Washington. “El País” (27-VIII-2014) 2-3. Egipto y EAU lanzan ataques aéreos en Libia contra grupos islamistas.
Espinosa, Á. El ataque a Libia refleja la inquietud en el Golfo tras la ‘primavera árabe’. “El País” (7-IX-2014) 8-9.
Casqueiro, J. Un país sin Estado, pero con dos Gobiernos. “El País” (7-IX-2014) 8-9.
Pack Mohamed Maher, Jason. Los conservadores árabes intervienen. “El País” (7-IX-2014) 9.
Casqueiro, J. Libia se sumerge en el desgobierno al invalidar el Spremo el actual Parlamento. “El País” (7-XI-2014) 8.
Casqueiro, J. El yihadismo se asienta en Libia y ataca las embajadas de Egipto y Emiratos. “El País” (14-XI-2014) 11.
De la Grange, Bertrand. Misrata da la batalla por Libia. “El País” (18-I-2015) 8-9. La ciudad es la que mejor mantiene la normalidad en medio de la guerra civil.
Casqueiro, J. Las milicias rivales y los partidos de Libia pactan un alto el fuego. “El País” (1-XII-2014) 4.
Casqueiro, J. Una Somalia en el Mediterráneo. “El País” (17-II-2015) 3.
Bassets, Lluís. Al asalto de Roma. “El País” (20-II-2015) 4. Los errores occidentales en el país desde 2011.
Abellán, L. La UE lanzará en junio su misión militar contra las mafias en Libia. “El País” (19-V-2015) 3. Se identificarán, requisarán e inutilizarán las embarcaciones para el tráfico ilegal de migrantes.
Yárnoz, C. España e Italia piden ampliar a Libia la acción de la coalición antiyihadista. “El País” (3-VI-2015) 3.
Peregil, F. El Estado Islámico ahoga una revuelta en una ciudad libia. “El País” (13-VI-2015) 6. Daesh consolida su dominio en Derna y Sirte; controla 200 km de litoral.
Abellán, L. La UE inicia su misión militar contra las mafias que trafican con inmigrantes. “El País” (23-VI-2015) 6.

Peregil, F. Libia acoge con frialdad el acuerdo propuesto por la ONU. “El País” (10-X-2015) 6.
Peregil, F. La reunión de Roma urge a formar un Gobierno libio de unidad. “El País” (14-XII-2015) 6.
Peregil, F. Miembros de las dos facciones libias pactan formar un Gobierno. “El País” (18-XII-2015) 10.
Peregil, F. La falta de apoyo interno cuestiona la viabilidad del Gobierno de unidad de Libia. “El País” (19-XII-2015) 10.
Peregil, F. Las dos caras irreconciliables de Libia. “El País” (8-II-2016) 6. Los principales contrarios a un Gobierno de unidad son el general Jalifa Hafter en el bando del Parlamento de Tobruk (internacionalmente reconocido) en el este, y el presidente del Parlamento de Trípoli, el islamista bereber Nuri Abu Sahmin, en el oeste. Ambos han fracasado en vencer a los yihadistas e imponer el orden en sus feudos.
Peregil, F. El reino de tres brigadas asediado por el ISIS. “El País” (1-III-2016) 6. Los secuestros y los atentados acosan Trípoli.
Peregil, F. Cinco fragmentos de un país roto. “El País” (9-III-2016).
Peregil, F. El Gobierno de Trípoli cede el poder al Ejecutivo de unidad libio. “El País” (6-IV-2016). Todavía permanece el otro Gobierno, en Túnez.
Peregil, F. Las fuerzas libias recobran el control del puerto de Sirte. “El País” (12-VI-2016).
Peregil, F. Una milicia libia arrebata al Gobierno puertos petrolíferos. “El País” (12-IX-2016).
Peregil, F. Libia, del infierno de Gadafi a la pesadilla sin él. “El País” (20-X-2016).
Páez, Germán R. El ISIS ganó hasta 88 millones con el tráfico de migrantes en Libia. “El País” (2-XI-2016). El control de la migración por el Mediterráneo es un negocio inmenso para todos los grupos políticos libios.
De la Grange, Bertrand. Libia, la primera gran derrota del ISIS. “El País” (11-XII-2016). Cae la ciudad de Sirte, su mayor núcleo.
Ayuso, S. Los dos hombres fuertes de Libia se comprometen a un alto el fuego. “El País” (26-VII-2017). Pacto entre Fayez Serraj (el oeste) y Jalifa Hafter (el este), auspiciado por Macron, para detener el conflicto y celebrar elecciones en 2018.
Toaldo, Mattia. La sombra del general se alarga. “El País” (26-VII-2017). El general Jalifa Hafter consolida su poder en el este del país. Se propone fortalecer su ejército y someter las milicias locales, unificar Libia y eliminar a los islamistas radicales.

No hay comentarios: